lunes, junio 17, 2024
InicioImpactoSalud preventiva, cenicienta del gasto público en RD

Salud preventiva, cenicienta del gasto público en RD

PUNTA CANA. El Gobierno dominicano no cuenta con un capítulo destinado a la inversión en salud preventiva. Los montos dispuestos para esta importante área dentro del sector salud están diseminados en distintas instituciones a lo largo y ancho del presupuesto nacional.

Esto así, pese a la importancia que reviste la salud preventiva para evitar que enfermedades que pueden controlarse terminen siendo cargas pesadas en la vida de cientos de dominicanos.

Actualmente, del Presupuesto Nacional del 2021, de un billón 94 mil 808 millones 402 mil pesos, solamente se destinaron 2 mil 213 millones 980 mil 897 pesos a la prevención y atención de enfermedades como la tuberculosis, VIH, rabia, enfermedades transmitidas por vectores, y a la desnutrición.

Pero durante años el país se colocó de espaldas a la realidad de la salud preventiva. No fue hasta el 2016 que se incluyó por primera vez en el Presupuesto General del Estado un “Presupuesto Plurianual Orientado a Resultados Aplicado al Programa Control de Enfermedades Prevenibles por Vacunas 2016-2019”.

Aunque a través de la vacunación se impide la propagación de ciertas enfermedades, la salud preventiva no solo está basada en la inoculación, sino que contiene un conjunto de actuaciones para evitar una situación clínica de peor pronóstico para la población. Con la vacunación se previene la difteria, el rotavirus, fiebre amarilla, rubéola, haemophilus influenzae tipo b, sarampión, hepatitis, tétanos, influenza, tos ferina o coqueluche, neumococo, virus de papiloma humano (VPH), polio, entre otras.

Pero a través de otros mecanismos también se contrarrestan padecimientos que pueden ser advertidos o controlados con una correcta aplicación de la salud preventiva. Algunos de ellos son: la hipertensión, el nivel alto de azúcar en la sangre (factor de riesgo para la diabetes), colesterol alto en sangre, el cáncer de colon, depresión, VIH y otros tipos comunes de ITS, cáncer de mama, cáncer de cuello uterino, osteoporosis, entro otras más.

Los primeros esfuerzos del Gobierno dominicano se concretaron en 2019, con programas especiales como es el de “Salud Materno Neonatal”, focalizado al Hospital Materno-Infantil San Lorenzo de los Mina. Pero esta iniciativa solo se centraba en ese centro de salud en particular. Ya para el Presupuesto General del Estado correspondiente al año 2020, se incluyeron 9 programas pilotos orientados a resultados, y de estos, tres eran en materia de salud preventiva. El primero de ellos fue “Prevención y Atención a la Tuberculosis”, el segundo “Prevención, Diagnóstico y Tratamiento del VIH-SIDA” y finalmente el de “Salud Materno Neonatal”.

INVERSIÓN

Las enfermedades en el país resultan sumamente costosas a los ciudadanos, sobre todo a las personas de escasos recursos, que no cuentan con un seguro familiar de salud. A esto se le suma el mal estado de los hospitales y centros de atención primaria del país, donde los servicios son precarios y la falta de insumo hace más precaria la situación de esos centros.

Las Unidades de Atención Primarias (UNAP) son las responsables de gran parte de la salud preventiva, a través de la figura de promotores/as de salud, pero la escasez de personal limita estas funciones.

Para el Presupuesto General del Estado correspondiente al año 2020, se incluyeron 9 programas pilotos orientados a resultados, de estos, tres eran en materia de salud preventiva.

Según el estudio “Los pacientes con tuberculosis en la República Dominicana afrontan altos costos directos e indirectos, y necesitan protección social” realizado por un equipo de investigadores para la Revista Panamericana de Salud Pública, en el 2013, el costo promedio que gasta un paciente con tuberculosis es de 908 dólares, lo que equivalía en ese entonces a 46 mil 484 pesos. Esta cifra fue obtenida de una muestra de 200 pacientes en 32 centros de atención.

A raíz de ese estudio fue que se decidió implementar el programa de “Prevención y Atención a la Tuberculosis”, el cual se está desarrollando a nivel nacional con una expansión gradual por año desde el 2020 hasta el 2023. Se empezó en Santo Domingo y el Distrito Nacional.

Actualmente, se continúa expandiendo, aunque debido a la pandemia del coronavirus los procesos dentro del sector Salud se han ralentizado. Pero se pretendía que para el año 2022, el programa se expandiera al resto del país.

Las inversiones contempladas actualmente en este sentido están contenidas en el Presupuesto Nacional del 2021 para el Ministerio de Salud Pública, en el que se destinó a la prevención y atención de la tuberculosis 178 millones 368 mil 505 pesos, y a la prevención, diagnóstico y tratamiento VIH/SIDA, 1,352 millones 974 mil 516 pesos. Mientras que para el Servicio Nacional de Salud (SNS) se consignó para la prevención y atención de la tuberculosis 88 millones 900 mil pesos, y para la prevención, diagnóstico y tratamiento VIH/SIDA, 32 millones 900 mil pesos.

Estas inversiones no son solamente para la prevención, sino que también contemplan el diagnostico, atención y tratamiento de las mismas. El presupuesto destinado para la prevención no queda claramente detallado.

OTRAS INVERSIONES

Dentro de los Programas Prioritarios de Servicios Sociales para el 2021, se incluyeron 218 millones para la prevención y control de enfermedades producidas por vectores 218 millones, y otros 51.9 millones para la prevención y control de la zoonosis (rabia) de jornadas de vacunación en caninos y felinos para prevención y control de la rabia.

También se contempló la prevención y control de la desnutrición con 40.0 millones, la prevención y control de enfermedades crónicas con 6.5 millones. Otras inversiones de 5 millones 363 mil 380 pesos en intervenciones de información, educación y comunicación para prevención de la malaria, prevención y control de las arbovirosis (virus transmitidos por insectos como el mosquito siendo el Aedes aegypti, el vector principal del virus Dengue, zika y chikungunya) implementada con 169 millones 222 mil 887.

Además de intervenciones de información, educación y comunicación para prevención de zoonosis en comunidades y hogares, con 12 millones 857 mil 473 pesos, así como intervenciones de prevención y control de casos de rabia humana, con 38 millones 993 mil 936 pesos. A través de la Presidencia de la República se tiene un presupuestado 18 millones para servicios de promoción y prevención de estilo de vida saludable.

VACUNAS

En el país funciona el Programa Ampliado de Inmunización (PAI), que tiene como finalidad lograr disminuir las enfermedades evitables por vacunas. Con este se combate el sarampión, el tétanos neonatal, la tosferina, poliomielitis, enfermedades respiratorias, enfermedades diarreicas agudas, entre otras evitables con vacunación.

En el país funciona el Programa Ampliado de Inmunización (PAI), que tiene como finalidad lograr disminuir las enfermedades evitables por vacunas.

Con la propagación del covid-19 ha sido necesaria la implementación de la compra de vacunas para frenar esta pandemia. El Gobierno ha dedicado más de RD$20 mil millones de pesos para asegurar que el proceso de vacunación en contra del coronavirus. Dentro de los gastos se destacan RD$11 mil 515 millones en vacunas y fletes, RD$7 mil 63 millones en pagos de pruebas PCR; RD$811 millones 600 mil pesos en remuneraciones a personal médico en labores de covid-19; RD$505 millones 600 mil pesos en insumos para vacunación; RD$2 mil 810 millones para subsidiar a 5 millones 700 mil dominicanos a través del Seguro Nacional de Salud (Senasa), entre otros.

Génesis Pache
Génesis Pache
Licenciada en Comunicación Social, mención periodismo. Egresada de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD). Apasionada por la lectura y amante de todo lo creado por Dios.