En tres provincias del Este fue detectada la cepa británica del covid

0
502

VERÓN. De acuerdo a la alerta que emitió este sábado el Ministerio de Salud Pública sobre la circulación de cuatro nuevas variantes del SARS-Cov-2, en el Este, en las provincias de San Pedro de Macorís, Hato Mayor y El Seibo, fue detectada la cepa identificada como B1525, que es la del Reino Unido, con un caso hasta el momento en estas demarcaciones.

Sin embargo, para Salud Pública las dos “variantes de preocupación” que podrían significar cambios en el comportamiento del virus en República Dominicana fueron identificadas en Dajabón, Hermanas Mirabal y San Cristóbal, que son la de Brasil y la India, mientras que las otras dos de menos riesgo están repartidas en las demás provincias donde el virus se ha manifestado.

La institución de salud destacó que “no todas las variantes” identificadas podrían representar cambios significativos en el comportamiento de la enfermedad en República Dominicana, pero advirtió que dos de ellas sí podrían tener cambios, por lo que están siendo objeto de un monitoreo más cercano e inmediato.

En El Seibo se ha realizado una muestra, en Hato Mayor 2 y en San Pedro de Macorís 3.

La primera variante alertada por Salud Pública es la B.1.1.7 que fue detectada por primera vez en el Reino Unido y presenta un 50% de aumento de transmisión, aumenta la gravedad en función de las hospitalizaciones y las tasas de letalidad. No presenta impacto en la susceptibilidad a los tratamientos con anticuerpos.

La otra que representa “alto interés” es la P.1 identificada inicialmente en Brasil. Esta presenta una disminución significativa en la susceptibilidad a la combinación del tratamiento con algunos anticuerpos e impacta de manera mínima la neutralización por sueros convalecientes y post-vacunación.

Es por esto que la cartera de salud exige a las autoridades gubernamentales a solicitar pruebas PCR en los aeropuertos a todos los pasajeros para así vigilar la entrada de nuevas variantes no presentes en el país.

Asimismo, realizar pruebas antigénicas aleatorias en los aeropuertos y otros puntos y así descartar la presencia de un viajero con alguna de las variantes.