viernes, mayo 24, 2024
InicioSin categoríaConmemoran 75 años de desafío global en materia de...

Conmemoran 75 años de desafío global en materia de salud

PUNTA CANA. La cita que forma parte del preámbulo de la creación de la OMS fue acuñada por la Conferencia Sanitaria Internacional que se celebró el 19 de junio de 1946 en Nueva York. La firmaron representantes de 61 estados un mes después. Desde entonces no ha sido modificada. Así comienza el recorrido de por los hitos en estos años para la salud de la humanidad de la mano de expertos de epidemiología y salud pública, con motivo del Día Mundial de la Salud, el pasado 7 de abril.

Precisamente ese concepto de salud que entró en vigor dos años después, en 1948, y que por primera vez concibió a ésta como algo positivo y no siempre vinculada a la enfermedad como hasta entonces, es uno de los hitos principales, como relata el presidente de la Sociedad Española de Epidemiología (SEE), Oscar Zurriaga.

“Eso es el punto fundamental de todo ello y tantos años después estamos reivindicando todo eso porque aún hablamos más de enfermedad que de salud”, apunta el epidemiólogo.

SIDA, otra tragedia para la humanidad

En estos 75 años, las amenazas a la salud han sido cuantiosas. No se puede olvidar la tragedia vivida por la aparición del virus del SIDA. “Fue tremendo desde los 80 hasta la mitad de la década de los 90, cuando aparecieron los antirretrovirales”, recuerda Zurriaga.

A partir de ahí, se controló el virus pero seguimos sin vacuna y con nuevas infecciones y no solo en África, también en países donde se pensaba que estaba controlado.

Para el epidemiólogo e investigador en las universidades de Alcalá y Johns Hopkins Manuel Franco, quien es miembro de la Sociedad Española de Salud Pública y Administración Sanitaria (SESPAS), lo ocurrido en la lucha contra el VIH “es un ejemplo de salud pública y del desarrollo de la investigación que ha pasado de infección letal a crónica”.

Según datos de ONUSIDA, en 2021 un total de 38,4 millones de personas vivían con el VIH, de los que 1,7 millones eran niños menores de 15 años. El 75 % del total de personas infectadas tenía acceso al tratamiento.

Las auténticas pandemias

Pero los expertos instan a no pensar sólo en las enfermedades transmisibles, ya que consideran que las auténticas pandemias son la obesidad, al cambiar la forma de alimentarnos abandonando los patrones saludables de dieta como la mediterránea, y la del tabaquismo.

En el caso del tabaco, Manuel Franco considera un hito todo el conocimiento que tenemos en torno a él y todo lo que se ha hecho para controlarlo.

“Es un tema que mezcla el conocimiento clínico con el conocimiento epidemiológico y con el de salud publica. Un vez que sabes que es causa fundamental de enfermedades y muertes, lo hemos atajado desde el punto de vista legal, incluso judicial”, indica el miembro de SESPAS.

Siempre hay que recordar que el tabaco mata cada año al menos a ocho millones de personas, y varios millones padecen cáncer de pulmón, tuberculosis, asma o enfermedades pulmonares crónicas por su culpa.

Pero aunque está controlado, no es una batalla ganada, según Franco y Zurriaga, que de momento sí consideran que la obesidad está ganando la guerra.

“Para entender estas epidemias y estos problemas de salud publica tenemos que hacerlo desde el punto de vista de la desigualdad”, reflexiona Franco. El experto sostiene que en el caso de la obesidad nos sobrealimentamos.

El precio de los alimentos frescos, el no tener tiempo para cocinar, comer más veces fuera, y la pérdida de la cultura culinaria son algunos de los factores que han propagado esta pandemia.

La obesidad lleva asociadas enfermedades cardiovasculares y cáncer, entre otras.

La gripe y el SARS-CoV-2

Otras pandemias causadas por virus, como el de la gripe, con una inmensa capacidad de mutación y de combinación con otros virus no humanos han puesto en jaque a la humanidad. Por eso hemos vivido sucesivas amenazas con la gripe como culpable.

Y el virus más reciente que ha puesto patas arriba al mundo, aún lo tenemos todos muy presente: El SARS-CoV-2, por el que han muerto más de 6,8 millones de personas en todo el mundo.

FUENTE EFESALUD