sábado, mayo 25, 2024
InicioEn el EsteEl CEDI ha recibido 9 mil consultas desde su...

El CEDI ha recibido 9 mil consultas desde su apertura en el año 2020

PUNTA CANA. “Mi niño ha mejorado del cielo a la tierra”. Así se expresa Leidy Vásquez, una madre que lleva dos años tratando a su niño en el Centro de la Diversidad Infantil (CEDI) Punta Cana

Y es que desde que este centro de tratamiento de niños con condiciones especiales, de 0 a 15 años de edad, abrió sus puertas en el 2020, no ha parado de recibir casos como el de Leidy. Según la directora del CEDI, Katiuska de Camps, desde su creación el centro registra más de 9 mil consultas. 

El CEDI es la única institución de este tipo en la región Este del país, por lo que recibe pacientes de La Romana, San Pedro de Macorís, Santo Domingo, Higüey y hasta de Santiago. Además de nacionales extranjeros, como venezolanos, haitianos, rusos, costarricenses, y hasta un caso de un niño de Nigeria. Cabe destacar que este centro es el resultado de una alianza público-privada entre el Servicio Nacional de Salud (SNS) y la Fundación Grupo Puntacana. 

UNA MADRE AGRADECIDA 

La señora Leidy Vásquez, residente en Verón, dijo que como madre empezó a observar desde temprana edad algunas señales que le hicieron saber que su niño requería atención, pero según manifestó en esta zona es muy difícil encontrar ayuda del tipo que ella requería para su hijo. 

“En el 2020 no sabía cómo buscar quien me iba a ayudar. Sufrí bastante, porque no sabía. Quería ofrecerle ayuda a mi hijo, pero no sabía, porque todas las facilidades estaban en Santo Domingo. Después de un tiempo, mi hermano empezó a buscar en las redes sociales y encontró el CEDI”, explicó Vásquez. 

Expresó que su niño ha mejorado bastante, pues ya identifica los colores, habla más, pues antes prácticamente no pronunciaba palabras. El hijo de Leidy tiene 4 años de edad y fue diagnosticado con autismo leve. 

Manifestó que como madre se siente feliz de encontrar personas tan dedicadas en el CEDI y a un costo que se puede pagar. 

CONDICIONES TRATA EL CENTRO 

En el CEDI se tratan los niños con trastornos del neurodesarrollo. Según la directora de la institución, “tratamos cualquier patología que le provoque una incapacidad en cualquier esfera del neurodesarrollo, ya sea atención, memoria, concentración, problemas de aprendizaje, emocionales, conductuales. Abarcamos todo”. 

Las evaluaciones que ofrecen son de las especialidades de pediatría, psiquiatría, nutrición, psicología, neuropsicología y fisiatría. Las terapias que imparte son: atención temprana, lenguaje, intervención conductual, intervención grupal, familiar, ocupacional y rehabilitación física. 

La directora del CEDI, Katiuska De Camps, señala que han atendido una gran cantidad de niños con trastorno del espectro autista, con epilepsia subclínica, trastornos de conducta, discapacidades intelectuales debido a problemáticas nutricionales, y otras patologías. 

QÚE HACER PARA RECIBIR ATENCIONES 

Según De Camps, las familias con niños especiales que quieran recibir las atenciones del centro deben hacer una cita, ya sea a través del correo electrónico (cedinfantilpuntacana@gmail. com) o al teléfono 809 468 2334 ext. 1009. Posteriormente, al asistir, en horario de 8:00 de la mañana a 4:00 de la tarde, los usuarios pasan por el departamento de Trabajo Social, donde se les hace un levantamiento para determinar si la persona es de escasos recursos y necesita ayuda para costear sus consultas. 

El proceso de los niños continúa con la evaluación de los profesionales de la institución, antes de empezar las terapias. Después se continua con los exámenes médicos, test psicométricos y neurológicos. Finalmente, se presenta el informe a los padres, donde se le muestra el diagnóstico del niño y se le recomiendan las terapias de lugar. 

De Camps señala que, aunque los niños vengan con diagnósticos de otros centros, ellos los vuelven a evaluar. Además de que cada tres meses repiten las evaluaciones para determinar si la patología ha cedido. 

El CEDI adiestra a los padres para que en la casa vayan ayudando con las terapias, y así los niños avancen en su recuperación.