lunes, mayo 27, 2024

Como la vida misma: ¿De dónde sale â??Como la vida mismaâ??

Mónica León | monicaleon106@gmail.com
5 de abril Día del periodista en República Dominicana. Tendría yo unos diez años de edad cuando elaboré mi primer periódico. Se â??imprimiríanâ? unos diez ejemplares. Coloco â??imprimiríanâ? porque no teníamos ninguna imprenta. Un grupo de amigos de infancia, bajo mis instrucciones â??editorialesâ?, compramos una resma de papel tamaño oficio y varios bolígrafos. Nos reunimos en la entrada de uno de los edificios de nuestro residencial y juntos discutimos (en lo que después entendería yo por â??mesa editorialâ?) qué temas serían importantes publicar en nuestro primer periódico. No recuerdo cómo se llamaba, pero sí una de las noticias, la que yo decidí cubrir: un perrito sin dueño al que todos adoptamos y lo cuidamos en una esquinita del parque de juegos del bloque 7 de mi querida Urbanización Carlos Delgado Chabaud, ubicada en Coche, Caracas, lugar donde transcurrió mi infancia. Aquel periódico sólo salió una vez porque a todos nos quedó doliendo la mano y, en realidad, no tuvimos mucha venta. No teníamos cómo colocar una foto, de manera que teníamos que dibujar. Nos dimos cuenta de que eso nos iba a llevar muchísimo trabajo y que para cuando termináramos de â??imprimirâ?, ya la noticia dejaría de ser una novedad. De ahí en adelante, escribir se hizo un deber en mi vida. Una tarjeta mía de felicitación iba plasmada de escritos por todos lados. Para cuando entré a la universidad, ya contaba con cinco cuadernos llenos de notas escritas casi a diario. Quise estudiar Comunicación Social en la destacada Universidad Central de Venezuela, pero mi promedio no me alcanzó para ingresar. Por suerte, al intentarlo de nuevo, al año siguiente, logré ingresar a mi alma mater, esta vez para estudiar Idiomas Modernos. A la par de mis estudios, la necesidad de escribir nunca pudo separarse de mí, tampoco se me despegó el impulso de transmitir, informar y publicar. Entonces, conocí el Facebook y empecé a publicar por allí todo lo que escribía. Mis amigos me pedían un blog o un libro, yo reía. Me mudé a Punta Cana, República Dominicana y envié un artículo al periódico impreso BávaroNews. Fue una grata sorpresa, cuando recibí un correo de Rossana Figueroa, invitándome a tener mi columna y que le suministrara un nombre. Lo consulté con mis amigos en el Facebook y quedó â??Como la vida mismaâ? y no paré de escribir. Rossana se mudó al Diario Libre, en Santo Domingo y, en su lugar, quedó Oscar Quezada y él, junto a Génesis Pache, me pidió seguir recibiendo mis escritos. Ya para ese entonces, Rumba Punta Cana había empezado a florecer y a extenderse no sólo por Bávaro, Verón y Punta Cana como medio informativo y de entretenimiento digital, sino por todo el mundo a través de la poderosa Internet. En mi investigación acerca del periodista, encontré que el periodista es una persona legalmente autorizada para ejercer el periodismo, pero también que es una persona dedicada, en un periódico o en un medio audiovisual, a tareas literarias o gráficas de información o de creación de opinión. En este respecto, sintiendo que encajo perfectamente bajo el último concepto, me siento orgullosamente periodista y felicito, igualmente, tanto a aquellos que se licenciaron con los estudios pertinentes como a aquellos que ejercen el periodismo desde el corazón y las entrañas.]]>