Ponen en libertad miembros del CESAC vinculados a decomiso de 114 paquetes de cocaína

0
353

Higüey. El primer Juzgado de la Instrucción del Distrito Judicial de La Altagracia varió la medida de coerción a Saúl Alexis Ramírez Feliciano y a Camilo José Sánchez,  quienes guardaban prisión desde el pasado siete del mes enero del presente año, por la supuesta vinculación a un alijo de 126 kilogramos de cocaína empacada en 114 paquetes, encontrados en un camión que fue dejado abandonado en una de las zonas estéril del Aeropuerto Internacional de Punta Cana.

El abogado de Ramírez Feliciano, Jonase Carpio, defendió la inocencia de su cliente, estableciendo entre otras cosas, que su patrocinado no es más que un “chivo expiatorio del Ministerio Público”, y que el mismo, “con más 7 años de servicio para el Cuerpo Especializado de Seguridad Aeroportuaria y la Aviación Civil (CESAC), cuenta con una hoja de vida intachable y nunca había estado envuelto en ningún asunto de índole judicial.”

Los investigados son miembros activos de la Armada de la República, y en lo adelante estarán atados al proceso a través de la presentación periódica e impedimento de salida del país, sin autorización judicial, como medidas de coerción.

El tribunal apoderado del caso, entendió que los imputados cuentan con “bastos presupuestos de arraigo familiar, social, laboral y académico; por lo que se infiere, que bajo otras medidas, los mismos se presentarán al proceso, motivos por lo que la prisión preventiva, en esas circunstancias sería desproporcional”.

Así lo establece la Resolución No. 187-2024-EREV-00054, de fecha 20 de febrero del 2024, emitida por el primer Juzgado de la Instrucción del Distrito Judicial de La Altagracia.

Meses de prisión preventiva contra el ciudadano canadiense Vethanyangam Philip Inthirakumaran, acusado de intento de violación contra una empleada del Hotel Nickelodeon ubicado en Uvero Alto, La Altagracia.

La jueza Francis Diloné acogió en todas sus partes las conclusiones de los abogados Audry Gómez y Jonase Carpio, representantes de la victima, querellante y actor civil, respecto a la solicitud de medida de coerción concerniente en prisión preventiva, y rechazó la realizada por la defensa técnica del imputado, y por el Ministerio Público, que solicitaban la imposición de una garantía económica, impedimento de salida del país y presentación periódica, como medidas para mantener al imputado atado al proceso.

Al investigado se le acusa de haber violado los artículos 2, 330 y 331 del Código Penal Dominicano, modificado por la Ley 24-97 sobre violencia de género e intrafamiliar, en perjuicio de una camarista del hotel Nickelodeon, mientras esta realizaba sus labores en la habitación asignada al supuesto autor de los hechos.

La medida deberá ser cumplida en el Centro de Corrección y Rehabilitación CCR-14 de Anamuya, en Higüey.