lunes, mayo 27, 2024
InicioNacionalesDanilo Medina superó votación histórica de su líder, Juan...

Danilo Medina superó votación histórica de su líder, Juan Bosch

Oscar Quezada / oquezada@editorabavaro.com

Santo Domingo. Los resultados de las elecciones del pasado domingo consolidan a Danilo Medina como el presidente más votado en la historia democrática de República Dominicana, superando así a su mentor político y fundador del oficialista Partido de la Liberación Dominicana (PLD), el fenecido ex presidente Juan Bosch.

El profesor Bosch fue precisamente el primer presidente constitucional elegido por voluntad popular, tras la tiranía de Rafael Leonidas Trujillo. El solo anuncio de su candidatura generó al veterano político una alta valoración, ante un pueblo que buscaba reponerse de una dictadura que se prolongó por más de 30 años.

Esas ansias de libertad catapultaron a Juan Bosch como el primer presidente de una nueva era democrática en República Dominicana, y quien hasta los recién pasados comicios consiguió la más alta puntuación jamás obtenida por ningún mandatario dominicano en unas elecciones.

En las votaciones celebradas el 20 de diciembre del 1962, Juan Bosch obtuvo 619 mil 491 votos, frente a su rival político más cercano, el doctor Viriato A. Fiallo, candidato entonces de la Unión Cívica Nacional (UCN), quien logró 317 mil 327 votos.

Esta votación representó el 58.72% del total de votos válidos computados en aquella histórica contienda, y 59.53% sumando el aporte de sus partidos aliados. Las agrupaciones que apoyaron a Bosch en esas elecciones fueron el Partido Nacional (PN) y Vanguardia Revolucionaria Dominicana (VRD), que le aportaron mil 667 y 6 mil 886 votos, respectivamente, para un total de 628,044 sufragios.

Sin precedentes

Aunque en su primer boletín la Junta Central Electoral (JCE) dijo que Medina apuntalaba las elecciones con un 61.91%, de continuar esta tendencia, al finalizar el conteo el candidato a la reelección del PLD terminará con cerca del 62%, muy por encima de su principal contendor, Luís Abinader, del Partido Moderno (PRM), que no logró superar el 35%.

En las pasadas elecciones, el total de votantes inscritos fue de 6 millones 765 mil 245. Vale destacar que para alzarse con casi el 62%, el PLD debió granjearse el apoyo de 14 partidos políticos, uno más que los 13 que formaron la coalición del Bloque Progresista para las elecciones del 2012.

Sin embargo, al margen del respaldo de prácticamente la mitad de los partidos inscritos en la JCE, a partir de las pasadas elecciones el PLD se consolida como el partido más votado, contando los sufragios obtenidos de manera individual. Esto le reserva el primer lugar en el mosaico de casillas dentro de la boleta electoral, al haber conseguido por encima del 50 por ciento del total de votos válidos emitidos por la JCE.

Este último porcentaje individualizado para el PLD difiere de manera exponencial de los resultados del 2012 para este partido. En esas elecciones, el PLD y sus 13 aliados obtuvieron 2 millones 302 mil 746 votos (51.24%), de un padrón conformado por 4 millones 493 mil 788. Sin los partidos integrantes del â??Bloque Progresistaâ?, el PLD registró solo un 37.46%.

Es decir, el PLD pasó de haber obtenido 37.46% en el 2012 a más del 50% en las pasadas elecciones.

Apoyo de â??emergentesâ?

Como en los comicios del 2000, 2004 y 2008, en las elecciones del domingo los partidos â??emergentesâ? contribuyeron una vez más al triunfo avasallante que obtuvo el PLD sobre el PRM. Hasta la difusión del boletín número 5, los partidos pequeños habían aportado el 11.7% del total de votos a la victoria del PLD.

En el 2012, los emergentes aportaron un 13.78%. Los aliados al PLD en la pasada contienda fueron el Partido Revolucionario Dominicano (PRD), Partido Movimiento Democrático Alternativo Moda (MODA), Bloque Institucional Social Demócrata (BIS), Partido Unión Demócrata Cristiana (UDC), Partido Cívico Renovador (PCR), Partido de los Trabajadores Dominicanos (PTD), Partido Popular Cristiano (PPC) y Partido de Acción Liberal (PAL).

También, el Partido Socialista Verde (Pasove), Partido Demócrata Institucional (PDI), Partido Liberal Reformista (PLR),Partido Demócrata Popular (PDP), Partido Nacional Voluntad Ciudadana (PNVC) y el Partido Revolucionario Independiente (PRI).

Para las elecciones del 2008, el gobernante PLD recibió el apoyo de once partidos minoritarios que posibilitaron a esa organización una victoria electoral con el 53.87% de los sufragios.

De los 2 millones 199 mil 734 votos que obtuvo el partido morado en esa contienda, los emergentes aportaron 363 mil 266 (8.89%). Los minoritarios determinaron la segunda victoria consecutiva del presidente Leonel Fernández, debido a que el PLD sin aliados sólo alcanzó el 44.94% y el opositor Partido Revolucionario Dominicano (PRD) un 38.57%.

En esas elecciones, Leonel consiguió el respaldo de los partidos Bloque Institucional Social Demócrata (BIS), de los Trabajadores Dominicanos (PTD), Alianza por la Democracia (APD), Unión Demócrata Cristiana (UDC), Liberal de la República Dominicana (PLRD) y la Fuerza Nacional Progresista (FNP).

La coalición de este certamen la completaron la Unidad Nacional (PUN), Quisqueyano Demócrata Cristiano (PQDC) -que había apoyado al PRD- el Renacentista Nacional (PRN), Demócrata Popular (PDP) y Popular Cristiano (PPC).

Ya antes, en las elecciones del 2004, Fernández y el PLD habían pactado con el BIS, el PTD, la APD, la UDC, el PLRD y la FNP. Esos seis partidos emergentes que concurrieron aliados al PLD jugaron un papel importante en los resultados finales, porque marcaron la diferencia para que Leonel obtuviera un triunfo avasallante en una primera vuelta.

Según los cómputos finales de esas elecciones, el partido morado obtuvo un total de 1 millón 771 mil 377 votos, para un 49.02%, pero con el aporte de sus aliados subió a 2 millones 63 mil 871 sufragios, que representaron un 57.11% del total de los votos válidos emitidos.

En ese proceso, donde Fernández corría por segunda ocasión tras la Presidencia (la primera fue en el 1996), esos seis aliados al PLD le aportaron 292 mil 494 votos (8.09%).

Este respaldo no solo permitió a Fernández los votos necesarios para ganar en primera vuelta, sino alcanzar una victoria electoral solo superada por el 59.53% que llevó a Juan Bosch al poder en el 1962, en las que serían las primera elecciones democráticas celebradas en el país.