Autoridades de La Romana tendrán “tolerancia cero” con quienes no cumplan decreto 349-21

0
275

La Romana. Las autoridades de esta localidad se reunieron la tarde de este martes y ofrecieron una rueda de prensa en el salón de actos de la Gobernación provincial, donde se dijo que “tendrán tolerancia cero con las personas que no acaten las nuevas medidas dictadas mediante decreto 349-21.

En la reunión estuvo presente la representante del poder ejecutivo en esta ciudad, Jacqueline Fernández, quién aseguró que “Hemos sido irresponsables en cuanto a la pandemia, hay que tomar medidas drásticas porque lamentablemente La Romana está en alerta roja”, dijo.

La Gobernadora civil agregó que las autoridades tendrán tomar las medidas necesarias para poder buscar una vía que permita salir de la situación en la que se encuentra la provincia y, por tanto, precisó que “desde hoy tolerancia cero”, dijo Fernández.

Por su parte, el doctor Francisco Alejandro Hodge, quién es el director provincial de Salud Pública, explicó que la misma situación del rebrote del covid-19 en La Romana, se ha tornado crítica en los hospitales de la provincia donde han aumentado los contagios e ingreso a Unidad de Cuidados Intensivos(UCI) para pacientes positivos al virus.

Durante el encuentro con la prensa también estuvo presente director regional Este de la Policía Nacional, el general Francisco Rommel López, quién explicó que los coroneles y sub alternos que trabajan para dicha dependencia “tienen ordenes claras de hacer cumplir el toque de queda” según el nuevo decreto 349-21.

Restricción que fue modificada en el día de ayer y que a partir del miércoles 2 de este mes será de 6 de la tarde a 5 de la mañana de lunes a viernes y de 5 de la mañana a 3 de la tarde los sábados y domingo, con tres horas de libre tránsito en ambos horarios.

En la reunión también estuvieron presentes Martín Ledezma de la Unidad de Control de Bebidas Alcohólicas (COBA) y David Martínez director provincial de Medio Ambiente, quienes coincidieron en que ambos organismos estarán vigilantes a que de cumplan todas las disposiciones establecidas por el Gabinete de Salud en los lugares públicos.