Condenan en San Pedro a tres hombres por diversos delitos

0
11

SAN PEDRO MACORÍS. El Ministerio Público de este distrito judicial obtuvo sentencias condenatorias de cinco años de prisión en contra de tres hombres procesados por delitos de robo agravado, violencia intrafamiliar agravada y tráfico de drogas.

El Tribunal Colegiado de San Pedro de Macorís dictó la sentencia por separado a  Rodolfo Lizardo Bastardo, Carlos Manuel Castillo Hernández y a Pablo Israel Ramos Pérez, este último quien deberá pagar además una multa de RD$50 mil.

El fiscal Pedro Adael García de Peña, del Departamento de Litigación Final, aportó elementos de pruebas que llevaron al tribunal a dictar las sentencias condenatorias, cuyo cumplimiento ordenó en el Centro de Corrección y Rehabilitación de San Pedro de Macorís.

Lizardo Bastardo fue hallado culpable del crimen de tentativa de robo agravado con escalamiento de pared para penetrar en lugar habitado, en horas de la madrugada del 14 de junio de 2018, en perjuicio de José Víctor Núñez Mota.

En tanto que Castillo Hernández fue condenado por incurrir en violencia intrafamiliar agravada en perjuicio de su expareja María Caty Fortuna, a quien amenazó de muerte, el 29 de diciembre de 2019, alrededor de las 8:00 de la noche, mientras se encontraban en la vivienda del acusado en la avenida Boulevard, municipio Guayacanes.

En el caso de Pablo Israel Ramos Pérez, el expediente señala que el 12 de octubre de 2019, aproximadamente a las 6:05 horas de la mañana, se le ocupó, durante un allanamiento a una vivienda en Guayacanes, la cantidad de 75 porciones de marihuana, con un pesaje exacto de 187.763 gramos, así como tres porciones de cocaína clorhidratada con un peso de 112.66 gramos, y 43  porciones de crack, con un peso preciso de 5.89 gramos.

Los jueces Kenia del Pilar Tavárez Henríquez, Juan de la Cruz Rijo Güílamo,  Haydeliza Ramírez Henríquez y Bethania del Carmen Conce Polanco dictaron las sentencias condenatorias luego que los declararan culpables de violar varios artículos del Código Penal Dominicano y la Ley 50-88, sobre Drogas y Sustancias Controladas.