lunes, junio 17, 2024
InicioColumnistasVivamos en libertad

Vivamos en libertad

Gálatas 5:1. Manténganse firmes en la libertad con que Cristo nos hizo libres.

Hemos vivido en tanta ignorancia producto del caminar de nuestros padres fuera de la voluntad de Dios, lo cual los llevó a la esclavitud del pecado y la iniquidad, dejándonos como herencia todas esas maldiciones de esclavitud y limitaciones, la cual nos ha hecho vivir una vida de yugos sin gozo, en miseria y pobreza material, mental y espiritual.

Pero nuestro legado no es seguir en esos caminos de ignorancia y pecado sino tomar la decisión de apropiarnos del sacrificio de Cristo en la cruz del calvario el cual nos liberó de todo yugo de esclavitud rompiendo toda maldición que nos esclavizaba a vivir una vida lejos de la libertad.

Hoy vemos tantas personas viviendo vidas infelices, tristes y llenas de amargura, matrimonios, familias, negocios y ministerios hundidos bajo los yugos de la esclavitud sin poder salir y a gritos claman por libertad sin que nadie los pueda ayudar y van de lugar en lugar, de pasión en pasión etc. buscando como poder escapar de esa cárcel que cada vez se hace más insoportable.

Algunos corren tras el placer o juegos de azar, el alcohol, las drogas y hasta el trabajo, los lujos y cambios radicales en el exterior pero todo eso no es más que escapismo que al final no resulta y al contrario los hace sentirse más esclavos.

Dios nos ha llamado a vivir una vida en libertad, por tal motivo envió a su hijo a presentar sacrificio en la cruz para romper todo yugo de esclavitud y maldición que nos lo impedían. Hoy tras la promesa de liberación podemos aferrarnos por la fe en Jesús, el hijo de Dios, a vivir una vida en libertad.

Edifiquemos y levantemos nuestra generación bajo la promesa de un nuevo pacto y declaremos que no andarán por los caminos de esclavitud y maldición que anduvieron nuestros padres por ignorar las leyes de Dios. Nosotros hoy decidimos aferrarnos a las promesas de Dios que traen libertad a nuestras vidas.

Hoy quiero traer una palabra de aliento y libertad para tu vida, tu casa, tu familia, matrimonio y negocio. A libertad nos ha llamado Cristo, ya no andemos más en esclavitud y yugos de maldiciones. Recibe la gracia y el favor para romper con toda esa esclavitud hoy y declara que eres libre.